NEWLOGO.jpg

Bienvenido  a la Paz para nuestro tiempo y el tiempo de nuestros hijos y los hijos de sus hijos  a través del cultivo de las Bellas Artes en los jardines de su mente y sus corazones

luisa.jpg

SUEÑOS DE ROCAS BLANCAS

 

Te soñé cabalgando en las olas espumosas
de un río azul, 
movimientos ondulantes de las amantes extraviadas
en el tic tac vacilante de un reloj sin tiempo,
del péndulo martillante.
Te soñé cabalgando en la cresta de las dunas abandonadas,
desierto de tus soledades contaminadas,
el mar verde, para pescar besos de esperanzas,
deseo indescifrado, sueño moribundo en tus labios húmedos,
y la tierra, ansiosa de amarte de los pies a la cabeza,
siembra de abril, 
cosecha noctámbula del manantial de tus pechos en mayo,
mis manos lascivas y tus besos húmedos,
y en mis sueños, bebiendo vino rojo de tu boca en éxtasis,
justo donde el mar pierde sus ilusiones,
convertido en flor sin pétalos.
Un rastro de humedad descendiendo de la cima, 
tu placer, envilecido,
mis ilusiones, agonizantes,
un atado de manzanas verdes y uvas blancas,
el camino de rocas calcinadas.

 

 

 

PROTESTA

 

Y te veo gritar, miles de miles de veces;
es la misma voz,
y tu puño en alto.
Estás vivo y tienes hambre,
educación, es tu alimento,
los herejes ufanados en curules,
se limpian los pies, que arrastran su miseria.
Un ignorante legisla,
el corrupto distribuye,
un grito reclama.    

DESTIERRO

Pies de polvo y roca besando los caminos muertos
las manos tiritando buscando el sol de los demonios,
y un destino, sin rumbo, pisoteando flores de mayo
frio que rompe los pasos de la mísera existencia,
no hay sonrisa en la famélica esperanza,
seres cadavéricos, desgracias reptantes, ojos extraviados
y un destino debajo de cada piedra, del árbol seco,
de las manos de miles de mendigos.
Pasos desnudos sin futuro,
el odio enjaulado en unos ojos opacos,
rabia, tristeza, muerte atada a los tobillos,
al hambre de los días sin sol, bajo el calor de la desgracia,
viajeros del día obscuro, de las noches perdidas, de las mañanas desperdigadas
y los horizontes marchitos.
Seres despedazados en hilachas de esperanzas,
y los gritos del niño muriendo con la boca cubierta  de polvo,
amamantado por su índice cadavérico,
desierto de la última guerra atómica.
Caminan entre tumbas de patrioteros oportunos
salvadores de su propia carroña,
profetas de la paz y criminales de sus propios feudos,
y una fila de hombres hormiga anhelando azúcar fresca,
un camino cubierto de odios
un emigrante moribundo, cientos de emigrantes serpenteantes,
miles de niños macilentos,
la ilusión asesinada, la esperanza sepultada,
el tiempo corriendo a tumba abierta.

MORIR EN EL CIELO
 
Estoy detenido en el tiempo de tu amor secreto,
pensamientos enredados en la medusa de mis deseos,
tu cuerpo atado a los presagios de mis besos
y en tus noches un corazón sin cofre,
un espacio vacío.
Tú, guardas la luna de los amantes,
idiotas útiles de la sublime apetencia,
hogueras consumidas en un lecho de nubes azules, 
tu desnudez siniestra, 
oda maravillosa,
tu recuerdo detenido en el tiempo.
El mundo en dos palabras;
te quiero,
te amo, 
te sueño...
construido con hilos de enloquecidos versos,
mundo colgante, pasos sobre arena desierta,
calor de mustios espacios de la última tarde,
de la última noche de tu boca enrojecida con poemas decadentes.
Los ángeles suplican que te marches,
y el demonio de mis execrables deseos
crucificando tus carnes con caricias de manos indigentes,
reclamando recitales de gemidos eróticos,
lecturas ocultas de nuestras sacrílegas comuniones.
El tiempo inmóvil, cuando ambos dejamos de existir,
en el paraíso del éxtasis de las ofrendas.

GACHANECA
 
Aún detenidas, son tus aguas danzarinas
aliciente florecido para el amor y la vida,
entre cumbres, abrazadas por las nubes blanquecinas
Gachaneca adormecida, en la montaña tranquila.
Tus picos buscan del cielo, el abrazo del destino,
son deseados tus montes de húmedos musgos y pinos
el viento arrulla tus ansias, para alejar del camino
el hacha del insensato, destructor, ruin asesino.
Tus entrañas horadadas, del minero en vil camino
se resisten a la muerte, para parir nuevos hijos,
hijos de la luna en celo, del manantial opalino.
de las cantarinas fuentes, de la lluvia, excelsos vinos
Bebes con ansias perdidas de musgos y frailejones 
un manto de dulces gotas, de las nubes en abril
alquimia desconocida del altar cubierto en dones
a las manos que cultivan, en el valle, amor febril
Ojos ansiosos te buscan oteando las colinas
esperando de tu río, el claro maná de vida
el canto de tu destino, el aroma de la cimas,
más, aquel hombre imprudente asesinará tu partida,
envenenando tu lecho con el sobrante de minas
o con químicos usados, en la tierra adolorida.
Gachaneca, madre viva, montaña de las alegrías
fuente de amor en porfía, altar del gran soberano
espejo del alma viva.


AMANTE NATURALEZA

 

Te amé a la sombra del bosque y la niebla
con besos de uvas silvestres adornando un encenillo,
en tus mejillas, romeros, dando sabor a mortiños
y en tu pelo haciendo nido las aves blancas del cielo.
Orquídeas que manan leche, de tus senos flor de mayo,
tu piel de suaves helechos, de musgos, de madreselvas,
nardos de aroma y miel, de fresitas y de gardenias.
Te amé en el álveo amoroso, siempre adornado de flores,
un Jacinto entre tus manos con lirios y margaritas
y con arrullos ruidosos, de los sinsontes en celo,
del ruiseñor amarillo y del jilguero deseoso,
del arroyito curioso o de un gladiolo indiscreto.
Te amé, en el bautizo con las gotas de rocío,
en los besos de las nubes, con el viento presuroso
y en el mustio lecho de hojas de un alelí enternecido.
Te amé, atando tu corazón con clavellinas moradas, 
una flor de margarita como filial oblación,
un nigüito en tu mano, la sortija,
y mi corazón de por vida como ofrenda de pasión.
Cultivé una nube blanca, con arrullos de bromelias
en tu nidito de musgos, en un bosque de azucenas
quería tener un rio chiquito, para bañar tus muñecas
Hoy no hay bosque, no hay amantes,
no hay anillos, no hay ofrendas,
¡Haz muerto!, bosque, ¡haz muerto!, rio,
no hay amor, solo hay hastío.
 
Luis Alfonso Espinosa M
Nota: Poema ganador convocatoria FIC 2018. Tunja

 

MIEDOS   EN RECREO

 

 

Correr el riesgo de escribir un poema sin sentido, 
caminando al borde de alma, 
aferrado de un puñado de arena,
arena de mi desierto que quema hasta la muerte,
asesina de los minutos, 
del ocaso de mi tiempo, de mi vida que no es vida.
Un frío intenso en mi conciencia herida, 
en la soledad senil,
en ilusiones desterradas por las dudas y el silencio,
Una daga en celo cortando las venas de unos brazos suplicantes, 
unas manos desoladas.
Prefiero los pasos silentes de la angustiosa muerte,
las ideas atadas, la derrota de la ausencia,
el adiós al moribundo,
una noche sin luna,
un sol abrazado al negro manto del olvido.
Te busco en el espejo de una noche sin luna,
en el último minuto de un día lluvioso,
te extraño en los resquicios de los caminos sin destino,
en el lamento de las hojas secas del bosque silencioso,
donde aúllan los lobos que persiguen mi soledad 
y se alimentan de los restos de mi amor moribundo.
Te sueño en los versos del olvidado poeta, 
en las flores marchitas del buró sin dueño,
donde puse a remojar mis besos
en el agua dulce que la flor no alcanza, 
mientras muero de sed y de añoranza.

 

   

SECRETOS

 

Los amantes hablan de los planetas desiertos,
un deseo moribundo, derribando pieles,
escombros sin rumbo, buscando el silencio,
los sueños; ilusiones o simples añoranzas de noches humedecidas
de glorias celestiales iluminadas en desenfrenos y pecados.
Los amantes se resucitan de las cenizas cada vez que mueren 
en su propio infierno,
añoran las tormentas, se esconden de sus miedos,
reptan a sus escondites calurosos, 
ocultos, se aman, se beben, se sumergen
despiertan en las arenas de las sábanas atormentadas;
son los amantes, caminando al encuentro de sus propios destinos
en tanto sus manos, se tocan sin encontrarse,
los manantiales donde beben las almas mustias,
al oído le susurran el nuevo encuentro
cada vez que mueren en su propio infierno.

 

PASO UN MAESTRO

 
Pasó un maestro construyendo fantasías,
llevando en sus deseos un manantial de ilusiones.
Paso el maestro desojando margaritas,
construyendo versos, atrapando estrellas 
creando lunas y amasando amaneceres.
Paso el maestro con sus bolsillos de ilusiones
dejando en cada paso, apenas una huella 
que será borrada con la suave brisa 
de los constantes olvidos.
Pasó el maestro recogiendo las cenizas
de las ilusiones perdidas,
de las luchas traicionadas,
de los recuerdos atados con el cordón de los zapatos.
Paso el maestro con sus mensajes desgranados
con sus cabellos blancos y su alma atada
a la telaraña de gotas de rocío, 
que el sol naciente volverá una nube
para dejar volar sus pensamientos
a las etéreas alturas de su mundo desgarrado.
Pasó el maestro...


LUIS ALFONSO
  Email: alfonsoespinosamo@hotmail.com
 
Producción Literaria.
 Las Flores del Péndulo.    Novela Histórica.    Parnaso Casa Editorial Editorial. 2016
Coplas, Dichos y Cantas de la Abuelita Ismenia.   Parnaso Casa Editorial. 2018.
Antología de Cuentos. Boyacá tierra de Escritores.  Editorial Corporación Alejandría. 2017. Colección Cosecha Boyacense.
 Antología Poética. Boyacá  tierra de Escritores.  Editorial Corporación Alejandría, Colección  Cosecha Boyacense 2017
 Antología de Poesía y Cuento. Convocatoria FIC 2018 "
Cuentos y Poemas.  Revista Letras Boyacenses. Asociación de Escritores Boyacenses.  2017, 2018.
 Del Amor y los Sentidos.  Poesía  (En proceso de publicación). Cantos de Amor. Poesía (En proceso de publicación)
 Cuentos pecaminosos (En proceso de publicación)

Autor del Himno del Colegio Técnico Agropecuario "El Escobal". Ramiriqui.
Autor del Himno del Colegio Técnico Naguata. Ramiriqui.
Miembro Activo  Asociación de Escritores Boyacenses. AESBO
 
ANTOLOGIA DE CUENTO Y POESIA 2018 
 
Publicado por el FESTIVAL INTERNACIONAL DE LA CULTURA. "FIC" Tunja. Esta pendiente la  entrega a cada uno de los ganadores. 
 
Página  https://www.facebook.com/Cantos-de-Amor-1723717907899805/